Quienes somos y porque fundamos el Partido

NOSOTROS somos españoles que distinguimos entre pueblo y población, siendo conscientes de nuestra pertenencia al pueblo español, único sujeto político al que reconocemos derecho legitimo a decidir soberanamente sobre los destinos de España. (La población es el conjunto de seres humanos que no tienen entre ellos más relación que la mera contemporaneidad en un mismo lugar o territorio).

NOSOTROS somos patriotas españoles y como tales nos sabemos herederos de un grandioso pasado histórico universal -que defendemos- y del que nos sentimos legítimamente orgullosos.

NOSOTROS consideramos que a España -origen y matriz de la Hispanidad-, le corresponde “per se” promover y ejercer un papel arbitral en las relaciones culturales, comerciales y de coordinación de la política exterior en el conjunto de los países y pueblos hispanos de América.

NOSOTROS nos proponemos velar sin descanso -en las instituciones de la Unión Europea- por los intereses de España, conciliándolos -tanto como sea razonable- con los intereses comunes del resto de Estados Nacionales de Europa.

NOSOTROS no confundimos el aparato político de una Unión Europea dominada por una burocracia sin perspectiva de futuro, con la inmensa realidad física y humana de una gran Europa que se extiende desde el extremo occidental ibérico hasta el extremo oriental ruso -desde Iberia hasta Siberia-.

NOSOTROS nos oponemos a las políticas contrarias a las identidades nacionales de los Estados que la conforman.

NOSOTROS somos partidarios de una gran Europa que defienda enérgicamente sus fronteras comunes, y pase a la ofensiva contra la invasión islamista. Que no es simplemente una religión sino una ideología integrista y totalitaria que pretende imponerse por la fuerza en todos los ámbitos de la vida: político, económico, moral, social y personal.

NOSOTROS somos partidarios de un cambio profundo de las instituciones comunes europeas, en el sentido de no perder identidad ni soberanía nacional, y desarrollar la cooperación intraeuropea en clave confederal, sin concesiones al mundialismo, ni pérdida de soberanía de las naciones asociadas en el proyecto comunitario europeo.

NOSOTROS estamos radicalmente comprometidos en la defensa de España y del bien común del conjunto indivisible del pueblo español.

En tanto que españoles NOSOTROS somos depositarios del patrimonio nacional, y partidarios de la perenne protección del patrimonio natural, paisajístico y cultural de España.

NOSOTROS , somos ciudadanos conscientes de estar viviendo una encrucijada histórica que nos exige construir un poderoso cauce democrático, de acción política, para resolver adecuadamente los gravísimos problemas y desafíos a los que nos enfrentamos y dejar a las generaciones futuras un legado mejor que el heredado de nuestros ancestros.

NOSOTROS somos ciudadanos españoles del siglo XXI que asumimos nuestra responsabilidad histórica y pasamos a la acción política partidaria.

NOSOTROS renunciamos expresamente a todo sectarismo ideológico. Somos políticamente eclécticos, rechazamos apriorismos dogmaticos condicionantes y estamos libres de hipotecas políticas.

NOSOTROS -desde un patriotismo pragmático- estamos dispuestos a hacer nuestras las buenas ideas e iniciativas políticas, procedan de donde procedan, siempre que funcionen favorablemente al servicio del bien común.Estamos asistiendo al nacimiento de una nueva era, y la creciente aceleración de la actual revolución tecnológica, a la vez que la complejidad social internacional trasciende y supera la simplista dicotomía izquierda-derecha.

NOSOTROS proclamamos la desaparición de estos agotados clichés, desde los cuales ya no cabe formular programas políticos que pretendan dar respuesta satisfactoria a los retos y desafíos de nuestro tiempo.No son los esquemas encorsetados una vía apropiada para llevar a cabo los ajustes y las adaptaciones que necesitamos para esta nueva era en la que ya estamos inmersos, sino todo lo contrario: Construir un espacio en el que la propia sociedad, los ciudadanos, sean dueños de su vida y su destino restringiendo el ámbito político y el Estado a su función de orden y soporte para la libertad y seguridad de todos.

Ese es el motivo por el que NOSOTROS preferimos apelar al regeneracionismo en vez de insistir en el caducado binomio izquierda-derecha. Ser regeneracionista es centrarse en resolver los problemas y necesidades concretas del común de los ciudadanos. Ser regeneracionista es combatir hasta derrotar a las tiranías emergentes que pisotean la dignidad de las personas y lo hacen disfrazándose de derechas, izquierdas o centro.

NOSOTROS defendemos que el Estado debe tratarnos por igual a todos los ciudadanos españoles, sin discriminación con relación a oligarquías y grupos elitistas privilegiados políticamente. En las últimas cuatro décadas una depredadora oligarquía partidocrática ha monopolizado los poderes mediáticos, legislativos, judiciales y  gubernamentales, arrastrando a la sociedad española a un laberinto cuya única salida parece ser el precipicio de la fragmentación nacional y la disolución suicida en un inhumano magma mundialista. La nefasta gestión de los partidos que forman parte de la corrompida partidocracia ha estado y sigue estando teledirigida desde siniestros centros de poder mundialista, y es la principal causante de la podredumbre política y endeudamiento esclavizador que padecemos. Este grupo oligárquico manipula arbitrariamente los resortes del Estado, y deja sin efecto la separación de poderes, sin la cual la democracia constitucional es solo una ficción. La politización de la Justicia es abrumadoramente escandalosa. La pretenciosamente denominada “Democracia” está muy lejos de ser realmente el gobierno del pueblo español. Se trata en realidad de una alternancia tácita entre partidos para el reparto de las lucrativas prebendas sustraídas del erario público, a cambio de imponernos una agenda política ajena a los intereses del pueblo español. Los partidos de la partidocracia -entregados a una división teatral y fingida de la práctica política en beneficio propio- son los principales culpables del declive nacional de España. En todo momento han actuado como si siguiesen el guion oculto de un proyecto antinacional contra España, esto explica que todos ellos carezcan de un verdadero proyecto nacional para España.

NOSOTROS si lo tenemos: Es un proyecto de regeneración social para acabar con las lacras que oprimen al común de los españoles y fomentar todo lo que favorezca -a corto, medio y largo plazo-,  el bien común de las familias y empresas españolas. Los partidos de la partidocracia nos legislan y gobiernan en nuestro nombre en contra nuestra, así que a los ciudadanos patriotas no nos queda otro remedio que implicarnos en la acción política partidaria para tener voz y representación en el Congreso de los Diputados, en los parlamentos y gobiernos regionales, en las alcaldías y en todos los estamentos del vigente entramado institucional.

NOSOTROS defendemos el derecho a conocer la verdad objetiva y comprobable como principio de actuación pública.

NOSOTROS defendemos el derecho de los ciudadanos a recibir una información política objetiva y veraz para poder tener criterios libres y bien fundamentados a la hora de otorgar el voto. El voto es libre y secreto, y NOSOTROS proponemos que los electores se nieguen a regalarles su voto y el poder político consiguiente a opciones políticas que les han defraudado reiteradamente.

NOSOTROS tenemos el propósito de promover cambios para que el conjunto de los ciudadanos españoles nos veamos cabalmente representados por servidores públicos cercanos y realmente consecuentes con nuestras preocupaciones y objetivos, y no tengamos que volver a resignarnos y caer en la trampa del inútil “voto útil” al “mal -supuestamente- menor”. La política es demasiado importante como para abandonarla en manos de los políticos. Los ciudadanos responsables tenemos el deber cívico de incidir en la vida política diaria, y no limitar nuestra acción política al hecho de acudir a las urnas cuando nos convocan para votar.

NOSOTROS somos partidarios de liquidar y superar el poco representativo e injustamente distorsionador sistema electoral todavía vigente. En este mismo sentido somos partidarios de derogar tanto la actual ley de partidos, como la actual ley electoral y promover nuevas leyes para la urgente ilegalización de partidos totalitarios,  liberticidas, o contrarios a la indivisible soberanía nacional del pueblo español. Ser regeneracionista significa creer que la actividad política de los españoles de a pie puede y debe ser determinante para resolver los problemas que más afectan la vida del común de las gentes en España.

NOSOTROS nos comprometemos a estudiar y responder diligentemente a todas y cada una de las iniciativas ciudadanas que nos sean sometidas para su consideración y promoción.

NOSOTROS promoveremos el uso de instrumentos de participación y consulta política para aprovechar las aplicaciones de las tecnologías de información y comunicación en el ámbito del debate público y de la participación ciudadana.

NOSOTROS creemos que es imprescindible y vale la pena el esfuerzo de luchar y trabajar por mejorar el bien común de los ciudadanos españoles. Animados tras ese gran objetivo hemos fundado el Partido de la Regeneración Social y emprendemos un proyecto nacional para España. Un proyecto patriótico para el que solicitamos la participación de los ciudadanos más comprometidos con el presente y el futuro de España.

NOSOTROS somos partidarios de erradicar la llamada “ideología de género”, ya que es un instrumento propagandístico de intoxicación totalitaria al servicio de elites mundialistas que pretenden criminalizar la condición masculina, degradar la condición femenina, destruir el orden natural, y suprimir la familia en tanto que fundamento básico de la sociedad. NOSOTROS proponemos una nueva ley de igualdad real.

Presentación de nuestras propuestas de futuro

El Estado de las Autonomías ha degenerado en un ingobernable nuevo reino de taifas, especie de Estado fallido y financieramente insostenible. La descentralización política ha agudizado las tensiones centrífugas y han puesto a España al borde de la desintegración nacional y el colapso económico. NOSOTROS somos partidarios de revertir drásticamente esta situación calamitosa, devolviendo las principales competencias políticas a los órganos centrales del Estado.

NOSOTROS proponemos un Estado Español que se centre en hacer lo que le corresponde y respete el área privada de las personas, familias y empresas. Un Estado que haga bien las cosas que le justifican y dan razón de ser. Un Estado Español al servicio de la sociedad española, y no al revés. Un Estado nacional que nos proteja eficazmente de los anónimos poderes facticos mundialistas. Un Estado de Derecho que garantice el cumplimiento de nuestros deberes y derechos fundamentales como ciudadanos españoles libres e iguales ante el imperio de la ley.

NOSOTROS proponemos que el Jefe del Estado sea realmente lo que su titulo indica: Jefe del Estado, y no una mera figura ornamental, a merced de intereses creados inconfesables.

NOSOTROS somos partidarios de recuperar nuestra cohesión social como pueblo soberano, defender la identidad nacional española, acabar de una vez por todas con la martingala secesionista. Hasta ahora la actitud apaciguadora del Estado ante el desafío secesionista no solo no ha resuelto el problema sino que lo ha agravado. España es hoy un Estado a la deriva y en sus élites prevalecen la resignación y la ausencia de valor y de patriotismo.

NOSOTROS proponemos un Estado Nacional y de Derecho, políticamente unitario y administrativamente descentralizado.

NOSOTROS somos partidarios de asegurar la continuidad histórica de nuestra unidad política nacional, y la integridad territorial de España. Ser es defenderse.

NOSOTROS somos pacíficos pero no pacifistas. Consideramos que una nación sin fuerzas armadas es una nación sin defensa y expuesta a cualquier peligro, y dependiente de la buena voluntad de las naciones vecinas. Y puestos a tener Ejercito, somos partidarios de una organización militar suficiente y efectiva, preparada y dispuesta a combatir eficazmente en el momento que sea preciso.

NOSOTROS somos partidarios de promover una educación con valores, que sean enseñados ya en las escuelas desde la primera infancia.

NOSOTROS somos partidarios de promover un solo sistema educativo para dar las mismas oportunidades a todos los españoles sin importar el lugar de España en el que residan y realicen sus estudios, NOSOTROS somos partidarios de premiar la excelencia, dando un puesto digno al nivel profesional, evitando que la juventud tenga que abandonar forzosamente España. España tiene una historia que ha influido decisivamente en la historia universal. Una historia que merece ser conocida con veracidad y no deformada por intereses contrarios a la verdad.

NOSOTROS proponemos impulsar la investigación objetiva y la divulgación veraz de la historia de España.

NOSOTROS proponemos derogar la revanchista ley llamada de “Memoria Histórica”, por presuponer como verdad indiscutible un relato sectario y plagado de falsedades que solo sirve para adoctrinar contra la verdad, abrir viejas heridas y fomentar el odio entre españoles.

NOSOTROS reclamamos el cumplimiento del derecho a la escolarización en la universal lengua constitucionalmente oficial en toda España, común con todos los hispanos, y materna de la mayoría de españoles. Derecho fundamental absurdamente negado desde hace décadas en varias comunidades autónomas, en un disparate político perpetrado por el secesionismo antiespañol con la complicidad culpable de los Gobiernos centrales y altas instancias del Estado.

NOSOTROS somos partidarios de aprobar iguales leyes para todos los ciudadanos españoles y que todos los ciudadanos españoles seamos iguales ante el imperio de la ley. En este mismo sentido nos proponemos derogar las leyes contrarias a la igualdad ante la justicia.

NOSOTROS somos partidarios de impulsar la elección por votación popular -entre los residentes en la correspondiente circunscripción- del máximo responsable del Ministerio Público en el ámbito provincial, regional y nacional.

Así mismo NOSOTROS impulsará protocolos democráticos de supervisión y elección para un efectivo control por parte de los ciudadanos de la independencia y la equidad de la justicia.

NOSOTROS nos comprometemos en cumplir y hacer cumplir la Constitución vigente en España desde 1978 en tanto que fundamento legal de exigible cumplimiento mientras esté en vigor, a la vez que promoveremos su reforma para lograr que España sea una nación más unida, fuerte, soberana, y verdaderamente democrática. El supremacismo secesionista antepone los imaginarios derechos atribuidos a un territorio regional a los derechos fundamentales de todos los ciudadanos que viven en él.  Todos los españoles debemos cumplir con las mismas leyes y gozar de los mismos derechos. Consecuentemente, NOSOTROS estamos radicalmente en contra de conceder o mantener derechos territoriales y privilegios regionales.

Ante la ofensiva secesionista NOSOTROS reclamamos al Estado que aplique sin contemplaciones ni dilaciones toda la fuerza de ley a los culpables de promover tentativas sediciosas, especialmente los que hayan incurrido en delitos de terrorismo. Ni la más mínima de sus infracciones debe quedar impune y no deben tolerarse el incumplimiento de ninguna  de las sentencias que les afectan. Son enemigos de España, y como tal deben ser tratados, no dándoles tregua ni concesión alguna.

Ante la naturaleza impredecible, y la imposibilidad de calcular la probabilidad de una extraordinaria catástrofe humanitaria generalizada NOSOTROS consideramos prudente y necesario que el Estado garantice el permanente abastecimiento alimenticio a toda la población española durante el máximo tiempo posible, sin depender de hipotéticas ayudas del exterior. En ese mismo sentido consideramos prudente y necesario que el Estado garantice el permanente abastecimiento energético a toda la población española.

NOSOTROS reclamamos al Estado que ponga freno a la sustitutoria invasión extranjera masiva y al multiculturalismo indiscriminado.

NOSOTROS reclamamos al Estado que haga respetar las fronteras nacionales y ponga límites racionales a una inmigración exógena abusiva y de imposible integración.

NOSOTROS consideramos que la mejor defensa contra el terrorismo es la preventiva. Somos partidarios de limitar y reducir tanto como sea posible la  entrada en España de inmigración procedente de países islámicos que profesan el fanatismo religioso y dan cobijo y ayuda al yihadismo.

NOSOTROS somos partidarios de la derogación de la ley llamada “Alianza de Civilizaciones” y proceder a la ruptura de relaciones diplomáticas con aquellos países que fomenten el totalitario fanatismo islámico, base ideológica del yihadismo.

NOSOTROS consideramos prudente e ineludible la expulsión de extremistas islámicos y el cierre de mezquitas fundamentalistas que fomenten o den cobertura al yihadismo.

NOSOTROS somos partidarios de aplicar una estrategia a largo plazo para acabar definitivamente con el excesivo e impagable endeudamiento financiero que ha contraído el Estado con acreedores externos que condicionan la política nacional.

NOSOTROS proponemos acabar con la fiscalidad confiscatoria y el empobrecimiento crónico de amplias capas sociales.

NOSOTROS somos partidarios de apoyar especialmente a autónomos, pequeños empresarios y empresas familiares, mediante planes nacionales de crédito oficial, facilidades administrativas y exenciones fiscales.

NOSOTROS somos partidarios de bajar sustancialmente las cotizaciones a la seguridad social de los autónomos, de los empleados en periodo de formación laboral, y de las pequeñas y medianas empresas en sus tres primeros años de actividad.

NOSOTROS reclamamos al Estado una legislación que promueva y proteger la industria nacional e impulse una prosperidad económica real, cuyos efectos benéficos lleguen de forma efectiva a todos los ciudadanos, familias y empresas españolas.

NOSOTROS defendemos que todo ciudadano honrado y laborioso ha de poderse ganar la vida en igualdad de oportunidades con el resto de ciudadanos, sin que le roben su esfuerzo o su talento los poderosos y sus recomendados.

NOSOTROS somos partidarios de erradicar los abusos contractuales de las empresas, tanto públicas como privadas, que mermen -o dejen sin efecto- los legítimos derechos laborales de los trabajadores asalariados.

NOSOTROS consideramos que todo trabajador que cumpla debidamente con sus obligaciones laborales debe ser correctamente compensado con el salario y condiciones laborales que le correspondan según el trabajo realizado y el contrato laboral firmado.

NOSOTROS consideramos urgente y prioritario la creación de un nuevo marco político y económico que logre dar respuesta efectiva al paro forzoso masivo que previsiblemente será provocado en los próximos años como consecuencia directa del crecimiento exponencial de la inteligencia artificial y la robótica. NOSOTROS consideramos que las maquinas deben ser compañeras y ayudantes del trabajador humano y no sus sustitutas.

NOSOTROS somos partidarios de limitar la aplicación de la inteligencia artificial y la robótica a las actividades que los humanos no podemos desempeñar con productividad aceptablemente competitiva.

Ante los estragos sociales provocados por el paro forzoso, NOSOTROS somos partidarios de conceder ayuda social solidaria a aquellos ciudadanos españoles que estén dentro de la legalidad y por causas ajenas a su voluntad se encuentren sometidos a un estado de necesidad. A tal efecto NOSOTROS somos partidarios de presupuestar recursos -en la medida que la situación económica lo permita- para conceder una renta básica de supervivencia a trabajadores españoles en situación de paro forzoso. La renta básica de supervivencia no debe ser en ningún caso una prestación universal ni perpetua, sino una respuesta condicional y transitoria ante situaciones de emergencia humanitaria y alarma social.

NOSOTROS somos partidarios de promover un solo sistema sanitario, con los mismos derechos en todo el territorio español.

NOSOTROS somos partidarios garantizar una asistencia sanitaria digna y eficiente a todos los ciudadanos españoles, con independencia de su estatus social o lugar de residencia.

NOSOTROS somos partidarios de eliminar las trabas administrativas que encarecen innecesariamente la vivienda.

NOSOTROS somos partidarios de penalizar y desanimar la especulación financiera sobre el suelo público destinado a viviendas.

NOSOTROS somos partidarios de un plan de actuación legal y policial que erradique fulminantemente las prácticas antisociales de oKupación ilegal de viviendas, locales y fincas, tanto de propiedad  pública como privada.

NOSOTROS somos partidarios de incentivar un plan nacional de construcción y usufructo de viviendas oficiales para que ningún trabajador español se vea injustamente privado de un lugar digno donde fijar su hogar y residencia.

NOSOTROS considera necesario ofrecer a las familias españolas jóvenes todas las facilidades posibles para el acceso a la vivienda familiar, en condiciones asumibles, justas y equitativas.

NOSOTROS defendemos el acceso y el derecho a la propiedad, consideramos que el Estado debe proteger su efectivo disfrute, en lugar de minarlo mediante políticas fiscales confiscatorias. La propiedad privada debe ser verdaderamente privada, y el Estado debe respetarla y abstenerse de apropiarse de lo que -en justicia- no le pertenece. En esa misma línea NOSOTROS se propone derogar las leyes de sucesiones que graban las herencias con impuestos confiscatorios para los herederos del ahorro familiar.

NOSOTROS somos partidarios de incentivar un plan de viabilidad de zonas rurales cuyos pueblos sufren un proceso de decadencia demográfica por el envejecimiento y la falta de natalidad.

NOSOTROS somos partidarios de promover políticas de ayuda a jóvenes familias españolas con hijos, y establecer las condiciones sociales que favorezcan un aumento de la natalidad española.

NOSOTROS promoverá la defensa de la vida desde el mismo momento de la concepción. Y también velara por los mayores, discapacitados y dependientes. Defenderemos la vida como principio básico de una sociedad justa y humanitaria, ya que entendemos que erradicar la vida es una muestra de una sociedad degenerada y en decadencia.

NOSOTROS somos partidarios de erradicar la llamada “ideología de género”, ya que es un instrumento propagandístico de intoxicación totalitaria al servicio de elites mundialistas que pretenden criminalizar la condición masculina, degradar la condición femenina, destruir el orden natural, y suprimir la familia en tanto que fundamento básico de la sociedad.

NOSOTROS diferenciamos entre homosexualidad y homosexualismo. La sexualidad pertenece a la esfera intima de las personas y no es de nuestra incumbencia ni de la incumbencia del Estado. Otra cosa son los grupos de presión homosexualista que pretenden arrebatar privilegios e imponer condiciones al conjunto de la sociedad. NOSOTROS no toleraremos que el homosexualismo tenga ínfulas adoctrinadoras, y mucho menos que se atreva a aleccionar a las nuevas generaciones en los centros docentes.

NOSOTROS no tenemos nada en contra ni a favor del feminismo. Pero estamos en contra de la degeneración extremista del feminismo. NOSOTROS estamos en contra del extremismo feminista que considera al varón culpable por el mero hecho de ser de género masculino y que se sustenta en una idea que degrada a la mujer como un ser inferior al que hay que proteger discriminando a los hombres.

NOSOTROS reconocemos en la tradición cristiana una fuente esencial de la cultura española y europea, basada en la libertad, la igualdad y la solidaridad. En ese sentido creemos que el Estado español debe respetar y exigir respeto a las expresiones populares de la tradición cultural cristiana.

NOSOTROS reconocemos la libertad religiosa y de conciencia como un derecho humano inviolable, creemos que el Estado no debe interferir ni entrometerse en la religión organizada, y a la reciproca la Iglesia, en tanto que institución, no debe entrometerse ni interferir en la organización y las decisiones de los órganos del Estado. En esto seguimos el consejo evangélico de “A Dios lo que es de Dios, y al Cesar lo que es del Cesar”.

NOSOTROS denunciamos al llamado lenguaje políticamente correcto, por ser contrario a la verdad y a la libre expresión de los pensamientos.

NOSOTROS defendemos la libertad de expresión como derecho fundamental e inviolable, con los únicos límites que establezcan las leyes contra la calumnia y la difamación, y las leyes que regulen los secretos oficiales y las clausulas de confidencialidad. NOSOTROS consideramos que el derecho a la libertad de expresión no confiere por si mismo veracidad ni legitimidad alguna a las ideas libremente expresadas, consecuentemente nos proponemos combatir y derrotar en la batalla dialéctica aquellas ideas libremente expresadas que consideremos falsas o perjudiciales para la salud pública y el bien de España.

Finalmente, NOSOTROS nos dirigimos a todos los patriotas españoles, y os pedimos que trabajéis organizadamente y confluyáis con NOSOTROS en un solo vector nacional de fuerza, único modo de alcanzar la capacidad regeneradora socialmente necesaria para el logro de los objetivos señalados en este manifiesto fundacional. Sé uno de los nuestros, ven con NOSOTROS .

En Barcelona, Junio de 2017

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento y visualización del sitio web por parte del usuario. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en la política de cookies